miércoles, abril 22


He pasado por mil mares, y todas las tormentas. He cruzado los desiertos con el alma sedienta. He luchado contra grandes dragones y contra soldados que no valían siquiera la pena…

He sembrado y recogido aún en las peores cosechas, jamás negué un cierto destino, porque era claro que esta escrito en las estrellas.

Sin embargo, a este dios no le basta con verme transcurrir, él necesita más y más siempre me ha de pedir. Invoque las fuerzas del más allá pidiendo socorro por falta de piedad, he conjurado los hechizos de protección y convocado a las fuerzas de la naturaleza para que eleven mi ser.

Cada espacio fue cubierto con específica sabiduría y divinidad. Más nada es suficiente. Siempre hay más para dar…

Heme aquí en este cataclismo, estoy en medio del tornado, siento girar todo a mi alrededor, pero yo permanezco estática mirando al frente, no he sido absorbida por los vientos, soy testigo de esto que no se que es…

Una tarde tuve un presentimiento, entonces, dije, conjuré, “no importa el precio a pagar, que regrese a mi, yo sabré que hacer”… y así fue, pero no alcanzó, nada de todo lo que se puede humanamente alcanzó…

Y veo como el huracán va destrozándolo todo y yo permanezco en medio, mareada, sin nada que poder hacer. Jamás pude no hacer nada, jamás me permití quedar esperando y sin embargo, solo observo como arrasa con todo lo que esta a su paso.

Hice una ofrenda pensando en un bien, ahora pago las consecuencias por creerme superior a la naturaleza. Debo esperar que el temporal pase y evitar que me arrastre con él.

Si lo logro, seré una sobreviviente y más que nada, habré aprendido una gran lección. Aún me duele cuando una vez alguien me dijo: “vos no sabes lo que es el amor”…

Valeria Elías

11 comentarios:

Shanty dijo...

Que fuerte querida. Pero la vida todo es aprendizaje y de esta saldrás renovada. Una mano amiga es necesaria para palear el dolor y la pena, y por supuesto, aceptar que no somos supermanes. ¡Cuanta lección en cada vivencia!

Te acompaño con miles de abrazos.

hatoros dijo...

NO CONOCÍA NADA DE ESTA MUJER PERO ES COJONUDO Y MARAVILLOSO.¡QUÉ BESTIA! CÓMO ESCRIBE.
SOY MONO COMO TÚ Y SAGITARIO DEL 20-12 ENORME CASUALIDAD. UN ABRAZO POR DARLO

hatoros dijo...

QUE TE LLAMAS VALERIA Y ERES ESA MUJER QUE ESCRIBIÓ ESA MARAVILLA
JODER, QUIERO SEGUIRTE PARA LEER TODO LO QUE ESCRIBAS

osito dijo...

Hola querida, como siempre he dicho, muy buenas escrituras, espero podamos vernos nuevamente un dia de estos, asi compartimos un momento juntos ya que la pasamos muy bien.
Te deseo lo mejor, nos vemos.

Carla dijo...

Que triste ese final... nunca permitas que alguien te hiera de esa manera.
Y toda tormenta pasa, luego sale el sol...
En el momento mas oscuro de la noche es cuando ya llega el amanecer

digler dijo...

que palabras contundentes.pese al dolor o la pena, seguimos siendo las mismas personas. pero una vez que estas pasan,nos hacemos más fuertes, pues nada es en vano

George dijo...

mil abismos habitan
este cuerpo de arterias;
¿dónde están las palabras?
¿dónde la muerte lenta?,
¿dónde el silencio cómplice?,
¿dónde el rostro severo e insondable... ?,
¿acaso el ocaso me desvanece?,
¿acaso el vientre de la noche me habita?
mil destinos me persiguen,
mil devoradores de hombres y de bestias
¿acaso este cuerpo es el que habito?,
¿acaso el crepúsculo es mi madre?
mil rostros dibujan
esta manía de hacerme noche,
de hacerme bestia y garabato.
¿acaso el silencio me encierra
en este cuerpo de bruscas manos?
¿quién, entonces, con sigilo pregunta?
¿acaso la piedra húmeda?
¿acaso el cielo infinito?
¿acaso el infierno de los desterrados?

Gittana dijo...

Es la simple soberbia la que nos consume...

Poetiza dijo...

Bello poema amiga, conozco esa fuerza que a traves de tus letras se me muestra como recordatorio de lo una vez vivi, y sobrevivi amiga. Besos, cuidate.

Polux dijo...

Tú no sabes lo que es el amor


y quien sí?


es nás facil quitarle ese vcerde terrible a los mounstros y ponerlo sobre nuestros rostros.


me alegraste. una leve sonria se dibujó por un momento antes de partir. un saludo.

aLba (*) dijo...

acaso alguien sabe verdaderamente que es el amor ?