lunes, mayo 8


El tiempo se desarma ante mí

Y no sé ni como armarlo…

Esta pasando, sin que lo vea, y me deja sus restos como recuerdo,

De lo que no vi…

Y ahí está el ingrato desafiándome,

yo corro y busco

y siento y espero;

pero el tiempo no espera a nadie

ni tampoco pide que corras...

Ni nada...

Sólo que lo vivas…

Y ahí esta, jugando su juego…

Viene, va, pero no se queda…

El tiempo me desafía

Y yo le temo…

Le temo porque no se si lo alcanzaré,

Si no me perderé en él

Y si en vez de aprovecharlo lo desaprovecho nuevamente

Mirando a quien no me quiere ver…

Valeria Elías

2 comentarios:

Marco Vinicio dijo...

Mi tiempo es tuyo amor, ya te lo regale para tu cumpleaños espero q lo disfrutes... mientras tanto yo estoy en la espera de que lo uses en la nada...













que lo disfrutes

Afecto Desordenado dijo...

Porque alcanzarlo?
El tiempo es algo indescriptible

Yo quisiera que antes de pasar me pida permiso...

A gastar días con éxito...

me gusto mucho el relato